Como si se tratara de un mal chiste, personal de la Policía del Estado de Oaxaca y del Ejercito Méxicano, aseguraron 3 camiones cargados con gasolina robada, las unidades se encontraban atrás de las instalaciones de la propia refinería.

A través de una denuncia anónima, personal de seguridad física de PEMEX en Salina Cruz, recibió información sobre la venta de gasolina robada a un costado de la barda perimetral de la propia refinería, es decir, en la parte de atrás de las instalaciones, lo que ocasionó que el personal de la firma petrolera se comunicara con la Policía del Estado y el Ejercito Mexicano quienes rápidamente implementaron un operativo.

En el lugar, ubicaron 3 pipas con mas de 11 mil litros de gasolina ya cargados, además, detectaron una modificación hecha al ducto de PEMEX, en donde adaptaron una llave de paso utilizada para poder extraer el combustible, técnicamente habían acondicionado una improvisada estación de carga en las narices de los directivos del complejo.

Por ahora solo se aseguraron los vehículos y el combustible, pues durante el operativo no hubo detenciones, se confirma que la investigación quedará en manos de la Procuraduría General de la República (PGR).

Con información de agencias locales


¡Síguenos en redes sociales!


Total
6
Shares